Candela Fuertes está en horas bajas: su lucha contra el poderoso Club Wanstein ha minado su credibilidad como periodista. Corroída por la sed de venganza, decide recurrir a las únicas personas que pueden ayudarla en una causa que ya parece perdida: los Orw